lunes, 1 de diciembre de 2014

Eneida. Libro III.

Una vez destruida Ilión (Troya), Eneas y los suyos deciden buscar un nuevo hogar. Construyen una  barca a pies del monte Ida y, entre lágrimas, abandona su querida patria.

Decide emprender rumbo a la basta región de Tracia, protegida por el dios Marte. Llegados a la costa, realiza dos sacrificios en honor a Dione y Júpiter y, al arrancar unas hojas para poner en el altar, cae en sus manos sangre de color intenso. Arrancando más, horrorizado, por fin escucha un gemido. La sangre es de Polidoro, quien fue enviado al rey de Tracia para asegurar su seguridad y traicionado. De sus heridas brotó esa maleza.

Polidoro le aconseja que abandone esa región, pues están a favor de Grecia, así lo hacen no sin antes prepararle un funeral a Polidoro.

Se dirigen, pues, a Delos, a la corte del rey Anio. Una vez allí, se dirigen al templo de Apolo, en busca de guía, el oráculo les dice que deben volver a la "antigua  madre", la tierra de la que nacieron y donde volverán a reinar con grandeza.

Anquises entiende por esta la isla de Creta y allí se dirigen. En dicha isla fundan "Pérgamo". Todo va bien hasta que en pleno verano, una fuerte sequía provoca la muerte de hombres, mujeres y animales. Ante esta situación, Anquises decide pedirle a Eneas que vuelva a consultar los oráculos de Apolo, pero antes de esto, penates enviados por el dios iluminan la mente de este. El dios les cu-.``

Eneida. Libro VI.









                                                           ENEIDA


                             LIBRO VI


         La tripulación de Eneas llega a Cumas al norte de Nápoles. Eneas consulta el oráculo en el templo de Apolo y baja al reino de las sombras.

         Eneas entra en el templo de Apolo y Sibila le muestra el camino que le deparará el futuro. Eneas suplica que lo lleve al reino de las sombras para ver a su padre. Sibila le dice que antes tiene que enterrar a su amigo Miseno (muerto en las costas donde atracaron). Se hace el rito funerario con el sacrificio de algunos animales.

         Eneas y Sibila entran en el reino de las sombras y encuentran a Caronte transportando almas y ve a su amigo Palinuro y charla con él. Al enseñarle el ramo, Caronte accede a llevar a Eneas y a Sibila.

         Entre el Aqueronte y el Tártaro encuentran a niños que no completaron su vida y a los que murieron de amor. También a Dido (amada de Eneas) que no le presta atención y a muertos de guerra, entre ellos Deífobo (guerra de Troya) que conversa con Eneas.

         En el Tártaro ven a una hidra monstruosa (cincuenta fauces) y a los que osaron destronar a los dioses (raza de titanes) y a los que se comportaron mal con los suyos, entre ellos Teseo.

         En los Campos del Elisio encuentran a personas ejemplares en un vergel idealizado. En el soto del Leteo ven a Anquises y le dice a Eneas las almas que volverán a La Tierra, entre ellos; Silvio, su hijo y varios descendientes en el futuro. También le muestra grandes jefes romanos, algunos emperadores.


         Al salir hay dos puertas, una de cuerno y otra de marfil, aquí los deja Anquises. Al pasar por la de marfil todo lo que ha visto en el reino de las sombras se convierte en un sueño.

La historiografía latina

La historiografía latina. Presentación por Raúl López.